¿Telebasura? No, TELEMIERDA

Parafraseando al gran Jose María García en el título, así se empieza un post coño.

Vengo a cagarme en la tele un rato. En la puta tele. No caeré en el recurso fácil y moderno de criticar la telebasura actual como hacen los demás. Lo haré a mi manera. Hace unos años, recuerdo que veía de reojo y con miedo a la gente que afirmaba que no veía tele. Seguramente muchos de los que lo decían, simple y llanamente, mentían. Unos por darse un aire intelectual, y otros porque directamente no se dan cuenta de las horas que pasan frente a la pantalla.

Yo no veo la tele, puedo decir a día de hoy. O no la veo *apenas*. Soy incapaz de comer o cenar sin la tele puesta, aunque sea de fondo con Bob Esponja. Pero esto es porque la tele de mi cocina no se traga archivos en un pendrive USB que no sean en formato m2ts, si fuera un poco mas modernilla cenaría con capítulos de South Park o Big Bang Theory. Lo dicho, yo no veo la tele, y tu que me lees seguramente, apenas la ves tampoco. Pero no empecemos a chuparnos las pollas todavía.



¿Porque no veo la tele? Pues la respuesta es mas simple de lo que a simple vista parece: porque no echan nada. Frase tantas veces recurrida antaño, y que se podía traducir mas bien por un "no echan nada destacable". Ahora no echan nada, directamente. Porque no considero digerible el grueso de la programación televisiva actual, sumando la tele pública, las privadas y los grandiosos y variados canales de la TDT.

Recuerdo cuando era peque, las mañanas copadas de dibujos animados, programas infantiles los fines de semana que nos alargaban el momento del desayuno con dibujos animados. Y los Biomán y presentadoras voluptuosas nos alargaban el rato de tele post-desayuno hasta la hora de la comida. Yo de pequeño comía deprisa para ver La Cometa Blanca, y al volver del cole tenía una cita ineludible con Miliki y el maniquí que iba debajo de la enorme camisa de premamá de Rita Irasema. Cuantos bocatas de chorizo y bollicaos acompañado de Los Caballeros del Zodiaco... Por la noche, cada día de la semana, antes o después de cenar (según familia) toda la familia se reunía junto a la tele para ver Vídeos de Primera. Eso compensaba haber tenido puesto un rato antes de la cena Lo que Necesitas es amor. Y si te descuidabas, se te colaba en la pantalla Bertín Osborne haciendo de celestino en modo borracho.

hulkster-ultimate-warrior
La lucha libre es real. El boxeo es mentira.

Los niños teníamos la programación orientada para nosotros. No teníamos internet, y los videojuegos no eran algo tan extendido como para tener que demonizarlos en las noticias como hacen ahora. Los niños veíamos la tele. Y veíamos mucha tele, seguramente demasiada. Evidentemente eso trae consecuencias negativas, muchas de aquellas mentes destrozadas por la TV ahora se dedican a escribir weblogs absurdos y sin sentido.

¿Y ahora que pasa? Pues que los niños tienen la DS y la PS3. Y tienen internet. Así que las televisiones fueron dejando a su público mas fiel cada vez mas de lado, transformando lo que era una televisión de calidad cuestionable en el universo de la basura rebozada en mierda.

Cualquier ser humanoide residente en este-país-y-cuando-digo-este-país-quiero-decir-esPPEEEÑAa que se siente a ver la tele ahora lo lleva muy jodido. El resumen televisivo de la parrilla de canales de los últimos meses y siguientes es mas o menos este:

-Hora del desayuno: Inútiles debatiendo de cosas de las que no tienen ni puta idea, en casi todos los canales. El italiano de las gafas que lee las noticias me cae especialmente gordo. Telenovelas y zapping para poder desayunar con algo.

-La mañana (hora marujas): Lo mismo que a la hora del desayuno, gente hablando de cosas de las que no tiene ni puta idea, pero con Ana Rosa Quintana dirigiendo durante casi 4 horas. CUATRO PUTAS HORAS. La alegría de los parados vamos. Y demos gracias que la Campos ya no tiene programa.

-A la hora de comer: si comes pronto y eres subnormal puedes comer con Canis, Chonis y Viceversa en un sitio, y la Ruleta de la Muerte en otro. A las 2 llega mi droga, no puedo dejarla y soy feliz con ella: Los Reposicionimson. (un poco cogido por los pelos, lo se). Antes Arguiñano, ahora ni eso.

-A la hora del café: Quince minutos de espacios publicitarios y publireportajes pagados junto con sucesos de periodico local. Después otros 15 minutos de información deportiva. A esto lo llaman Telediarios.

-Empieza la tarde (hora marujas): Jorge Javier Vázquez y una panda de subnormales analfabetos hablan de cosas de las que no tienen ni puta idea durante mas de cuatro horas, para ser mas que Ana Rosa. Por lo que he entendido en mi investigación para este post, el país entero está pendiente de una rubia con la nariz deforme que no se sabe el abecedario, discutiendo de temas de interés mundial y criticando famosos acaloradamente siguiendo el subidón que le proporciona la cocaína. Si no te gusta esto también puedes ver a un montón de actores pagados fingiendo salir del armario, o contandoles a sus madres que son Drag Queens. También entrevistas a las tres únicas personas que van a ver cine español, sentados en una silla dispuestos a conocer en persona a su novia de internet de hace 2 años. El diario de tu puta madre creo que se llama.

-La cena: Reposición exacta de bloques de publireportajes del mediodía presentados por supuestos periodistas. Si aguantas bastante verás un pronóstico del tiempo y todo. En la TDT algunos podemos agarrarnos a Padre Made in Usa y a la re-reposición de Los Simpson.

-La noche (hasta irse a dormir): Prontito si tienes suerte puedes ver El Hormiguero, pero dura poco. Luego puede salir cualquier cosa, desde telenovelas a Gran Hermano (cuando tienes la suerte de pillar una edición, solo hacen 2 o 3 al año), pasando por galas de productos musicales listos para engañar a las adolescentes y alguna serie de producción española. Algunas son hasta buenas. Me han contao vamos.

-La noche (cuando una persona decente debería dormir): La programación buena. Buenafuente, Cine de autor, Porno, House, Twin Peaks...

Y los fines de semana los podemos resumir en: programas que no tienen audiencia porque la gente está fuera + Jorge Javier Vázquez introduciéndose-un-enema-de-kas-limón-Deluxe + Caraviruela´s Noria. Eso y nuestros queridos telefilmes de cuernos, asesinatos, y jucios por la custodia de un hijo que se parece a Macaulay Culkin pero que no es.

En resumen, antes la tele giraba entorno a los niños (los que mas tele consumíamos) y ahora básicamente gira entorno a las marujas (prácticamente las únicas que consumen tele desaforadamente en la actualidad). Con todos mis respetos a las marujas de rulos en el pelo y cotillas hasta el extremo. Los que no somos marujas amantes de los cotilleos supongo que tampoco podemos señalar a nadie, hemos caído incluso mas bajo: viendo la cuarta temporada de Prison Break.

Nasnochestenganustedes.

8 comentarios:

Laura dijo...

Casi nunca entro porque te leo desde el Reader, pero me he reido mucho con este post!! :)

Guybrush dijo...

Entonces ha valido la pena escribir sandeces, gracias por leernos :o)

Por cierto, diversos errores de redacción corregidos, es lo que tiene no releer cuando acabas de escribir. Me flagelaré hasta la muerte dos veces seguidas.

Isipez dijo...

Te has redireccionado a ti mismo, eres grande. Y por otra parte me alegra saber que no me estoy perdiendo nada nuevo en el mundo televisivo, seguiré con mis series por internet (entre las que NO está Prison Break, cuándo te va a entrar el criterio??)

Guybrush dijo...

Eh, Prison Break mola. La primera temporada es una experiencia multiorgásmica.

Cantin dijo...

lo de Macaulay me ha matao
asi si XDD

Alvaro Garcia Izquierdo dijo...

me ha matado que el hormiguero entre en la parte de "calidad", desde mi punto de vista es un tio que hace el programa para vanagloriarse...aunque es un tío que cree que mola...y eso siempre es importante

RulSnake dijo...

Mi maldición de los "este capitulo ya lo has visto/repetido"...

Dios, estarán repetidos esos, friends o el principe de Bel air, pero cualquier cosa de series de mi infancia antes que caer en el marujismo retrógrado!

Sonny dijo...

La suerte de la television actual hay que encontrarla en, basicamente:

-Canal TNT: capitulos de big bang, y peliculas buenas de vez en cuando

-Neox (o Nova, no se): Me llamo earl, scrubs, padre made in usa

-Sexta 3: Series chachis y pelis de autor molonas